Buscar

BOLSA

X
MIS PRODUCTOS
SUBTOTAL

Produtos encontrados: 14 Resultado da Pesquisa por: en 7 ms

Itens por página:

Produtos selecionados para comparar: 0Comparar

Produtos encontrados: 14 Resultado da Pesquisa por: en 7 ms

Itens por página:

Produtos selecionados para comparar: 0Comparar

Rubores
conoce más

No sabemos si nos podemos pintar el rostro color esperanza, pero sí le podemos agregar el color de la diversión. El rubor o blush es el encargado de regalarle dimensión a nuestro rostro. Según tu técnica favorita para aplicarlo puede afinar el contorno de la cara aportando luz y brillo, en la misma medida que es sinónimo de bienestar, porque no nos digamos mentiras, ¿quién no sueña con estar todo el día sutilmente sonrojada?

Entendemos que para gustos los colores y para los tonos de rubor estas recomendaciones. Si a veces quieres en tu rostro un tono más sutil y otras más llamativo, los tonos Cream Puff Blush de Max Factor son lo que tanto estás buscando, porque pueden mezclarse entre sí, consiguiendo el color perfecto. Además, el Color Fast Duo tiene esa apariencia vivaz y saludable que te mencionamos.

Pero, si de dúos hablamos, no podemos dejar pasar por alto el rubor Vitú con dos tonos; uno rosa intenso y otro más neutro para que puedas mezclarlos y obtener un color en tus mejillas natural, pero nunca desapercibido y lo mejor es que te aportan todos los beneficios de la Vitamina E y la avena. ¿Sorprendida? Lo sabemos y al igual que nosotros, también debes estar enamorada de estos productos.

Sin embargo, si eres una mujer decidida y súper segura de tener el tono ideal de rubor o bronzer, los rubores de Essences en diferentes tonos están esperando por ti. Elige el que más haga juego con tu piel, a fin de cuentas todos te aportarán esa textura suave, altamente pigmentada y fácil de difuminar para conseguir el resultado que esperas en pocos segundos.

Pero si con todo esto la pregunta del millón es ¿cómo aplicar rubor en tu rostro? La respuesta te la traemos en simples pasos. Lo primero es elegir una brocha suave y limpia para pasar por el rubor de tu elección y posteriormente darle unos cuantos toquecitos para eliminar el exceso del producto. Luego, aplica sobre las mejillas en movimientos circulares, agregando un poco en la nariz si así lo deseas. No te preocupes de la cantidad, pues si al final no te gusta el resultado, puedes agregar un poco de polvo traslúcido para disminuir el tono.